Las camas abatibles horizontales son la mejor solución para dormitorios juveniles estrechos donde normalmente no cabe una cama y un escritorio. Algunos modelos de camas abatibles horizontales de día se convierten en escritorio y de noche se convierten en camas.