Habitación para niñas de 6 y 10 años

Esta habitación estaba destinada a dos niñas de 6 y 10 años y debía cumplir ciertos requisitos básicos:

Cada una debía tener su cama (y la opción de las camas abatibles o de una litera estaba descartada ya que esa idea no gustaba ni a las niñas ni a sus padres); debía tener un armario por pequeño que fuera ya que la habitación no lo tiene; un espacio de trabajo para que, llegado el caso, pudieran trabajar las dos simultáneamente; alguna estantería y por último la existencia de un televisor al que se le debía dar una ubicación que pudiera ser visionado desde las camas.

Plano de planta de habitación para niñas de 6 y 10 años
Plano de planta

Con todas estas premisas había que lograr una distribución funcional en un espacio con características bastante peculiares, por un lado la forma en chaflán y por el otro el pilar cercano a la puerta de entrada. Como decisión básica se adoptó la idea de las camas deslizantes (colocar dos camas individuales era imposible) teniendo en cuenta que al momento de utilizar la cama inferior el espacio debía estar disponible sin tener que mover ningún elemento de la composición.

Solo había 3 paredes disponibles pero la que ofrecía mejores posibilidades era el ángulo donde han quedado finalmente frente a la ventana y en el rincón más recogido de la habitación.

Solo había 3 paredes disponibles pero la que ofrecía mejores posibilidades era el ángulo donde han quedado finalmente frente a la ventana y en el rincón más recogido de la habitación.

El resto del mobiliario solo podía disponerse entonces en el ángulo opuesto tratando de sacar el máximo partido para ubicar el escritorio y el armario (si bien se intenta siempre colocar el escritorio bajo la ventana en este caso no era posible para no entorpecer la salida de la cama deslizante). La solución resultante contempla un escritorio de rincón lo suficientemente grande como para que estudien las dos niñas con un diseño que acompaña la forma de la habitación (de allí la ubicación del módulo bajo de cajones copiando el chaflán de la pared) y permite la ubicación del televisor en un lugar fácilmente accesible y con un brazo articulado que permite orientarlo hacia las camas. El armario finalmente se desplazó hacia el pilar y para ablandar el efecto del lateral se optó por colocar un módulo terminal que hace de estantería.

El armario finalmente se desplazó hacia el pilar y para ablandar el efecto del lateral se optó por colocar un módulo terminal que hace de estantería.

 

El resultado final os lo mostramos a continuación:

Fotos reales del dormitorio para 2 niñas de 6 y 10 años FOTO2 FOTO3 FOTO4

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *